HISTORIA DEL SALON DE LA FAMA

DEL DEPORTE DE TIJUANA

ANTECEDENTES

La antigua y original Torre de Agua Caliente se construyó en 1929 y funcionó en primer momento como campanario en las instalaciones del hotel de Agua Caliente, posteriormente a las afueras de éste, sirvió también como punto de referencia a los visitantes que llegaban por vehículos a lo largo del camino que dirigía a Agua Caliente.

Después la torre fue empleada como faro para dar servicio al primer aeropuerto de la ciudad, lamentablemente el día 12 de diciembre de 1956 la Torre se incendió por completo, desapareciendo del escenario geográfico.

En los años ochenta del siglo XX, el Club de Leones de Tijuana promovió la construcción de una réplica y el X Ayuntamiento de Tijuana se encargó de iniciar las obras de jardinería en el denominado Parque Fundadores. En esas fechas y con la participación de muchos distinguidos tijuanenses, el Club se dio a la tarea de construir el símbolo de la ciudad de Tijuana, con la réplica de la torre de Agua Caliente, ícono que representa una de las etapas históricas más importantes del turismo que se desarrolló en Tijuana.

En el año de 1984 siendo Presidente Municipal de Tijuana, el Lic. René Treviño Arredondo se autoriza la conformación de una Asociación Civil, que organice el Salón de la Fama del Deporte para Tijuana, B.C. Motivo por el cual en el año de 1985 se conforma la primera mesa directiva del Salón de la Fama del Deporte de Tijuana, A.C. (SFDT)

Durante el trienio del Lic. Federico Valdez Martínez, para aprovechar los interiores de esta torre, le fue entregado en comodato en 1986 a la Asociación Civil el Salón de la Fama, con la anuencia del presidente del Club de Leones Sergio del Río Torres, mediante histórico documento.

Después de cuatro años de distintos esfuerzos, finalmente, la Torre de Tijuana, como se le llamó, fue inaugurada el 14 de mayo de 1988.


6610794